jueves, 18 de agosto de 2011

"UN CARA A CARA CON UN POLÍTICO DE VERDAD" (Por Francisco Maroto, para controladoresaereos.org)


“Las voces del alma en política rara vez se ven, cuando se ven sorprenden e impactan”.

“La Dialéctica es la Lógica de la contradicción” (Woods, Grant 2002:56).

“Todo fluye, todo está sometido a un permanente cambio” Heráclito Filosofo Griego.

Francisco Maroto Granados

Madrid, a 16 de agosto de 2011

Los antiguos griegos usaban la dialéctica con el fin de llegar a la verdad última de las cosas. Platón aseguraba que era la ciencia más difícil de todas, él la empleaba a través de los diálogos entre personajes (reales o de ficción) que proponían diferentes puntos de vista con el fin de adquirir una visión más profunda de la realidad refutando ideas erróneas. Anteriormente, Sócrates usó la dialéctica a modo de interrogatorio, hacía preguntas a su interlocutor cada vez más comprometidas hasta que éste se declaraba ignorante al darse cuenta de sus contradicciones.

Antes de conocer al personaje en cuestión, hoy objeto del presente artículo, Dª. Patricia Fernández Bermejo, que trato de Doña, ya que como decía mi abuelo el Don no es una cosa que se da si no que se gana, siempre utilizaba a título personal la siguiente frase “bien les valdría a los políticos españoles aprender de la historia y la pragmática que presentan sus homólogos de otros países en lo que a cuestiones de Estado se refiere”. Pues no todo vale para la disputa política, y todo lo que se refiere al Estado no puede ni debe ser objeto de diatriba para el rédito electoral a corto plazo, pues eso no es sino un ejercicio desleal e irresponsable de la política.

Traigo el anterior comentario a referencia porque con los tiempos que corren “hablar de política es de muy mal gusto” bajo la rúbrica y el titulo de “Voto en blanco”. Se sabe que en Alemania, Francia, Italia y otros países avanzados, tanto en las comidas de negocios como en los actos sociales de alto nivel, está mal visto hablar de política y que, incluso, hay gente que se levanta de la mesa porque algún maleducado saca a debate un tema político delante de un soflé o de un buen trozo de venado, pero resulta sorprendente que ese rechazo activo a la desprestigiada política tenga ya una vigencia intensa en España.

Pero ese es sólo un ejemplo de los miles que ocurren cada día en las mesas de hogares y restaurantes españoles. Hablar de política es ya cosa de maleducados. He sabido de gente que no duda en exigir silencio cuando alguien rompe esa norma. Los que hablan de política y los fumadores son los tipos más “out” y más rechazados en la España actual.

Yo a partir de ahora, ya no me sumo a esta tendencia y consideraré como un gesto poco amigable que alguien no me hable de política ante un buen plato como hizo conmigo la Sra. Bermejo, con un mensaje claro “hablando y razonando la gente puede hablar de todo, aunque las formas de pensar e ideas sean distintas y dispares”.

Resulta sorprendente que el deterioro de la política haya sido tan veloz en España, un país que la recuperó con un entusiasmo desmesurado hace una treintena de años.

De mi entrevista personal con este personaje político, como siempre hago con todas las cosas saco una conclusión “para opinar sobre algo hay que conocer bien el hecho no solo la parte superficial o lo que nos dice la prensa, ya que en todo hay intereses por medio”. Lo que si me llama la atención es si estos dirigentes representan a alguien, caso contrario ¿la masa los traicionó?.

Con independencia de Partidos Políticos de cualquier tipo de ideología y forma de pensamiento, en la política, como en todos los sectores de nuestra sociedad, lo importante, son las personas y sus creencias, esas que descansan en una lucha diaria por ayudar a los demás en sus problemas cotidianos e intentar solucionarlos de la mejor manera posible, haciendo política desde la perspectiva del ciudadano.

Se acercan tiempos sombríos para España y se necesitan políticos como Vd., gente de raza y con nuevos aires de frescura como la que se respira en esa tierra que tanto quiere y que se llama Asturias.

Un controlador aéreo de corazón y no de profesión, le da sus más sinceras gracias por el trabajo incansable que realiza de forma diaria para hacer llegar a la sociedad española a través de las redes sociales o los medios de comunicación un mensaje alto y claro “Los controladores aéreos en España son gente de carne y hueso, que padecen y sufren como los demás, hagamos entre todos que los conozcan y que sepan su verdad, grandes profesionales que diariamente realizan su trabajo con un alto nivel de conocimiento técnico, siendo los últimos garantes de los ciudadanos como usuarios del transporte aéreo en España”.

Su avatar en Twitter es @Patridekimi.

---------------------------------------------------------------

Simplemente GRACIAS.
Es un orgullo.

Patricia Fernández Bermejo.

1 comentario:

La Perfida Canalla dijo...

Hija mia, ¡me has llegado al alma!
Empiezo a simpatizar contigo...

Por cierto soy Pérfida
Un saludo coleguita